Galería

La ignominia de esta sociedad. En homenaje a Yolanda González

Con las tripas aun revueltas por el cinismo, la hipocresía y la falta de vergüenza de Esperanza Aguirre en la entrevista realizada en el programa Salvados, sigo sin poder quitarme de la cabeza sus retos ignominiosos a Pablo Iglesias para que condenara a ETA, para que repitiera con ella “los etarras son asesinos”

YolandaGonzalez2Es precisamente en estos días donde se han cumplido veinticuatro años del asesinato de la joven Yolanda González, por los componentes de fuerza nueva Emilio Hellín Moro, Ignacio Abad Velázquez, José Ricardo Prieto, Félix Pérez Ajero, Juan Carlos Rodas, y David Martínez Loza, cuando me viene a la cabeza la desfachatez con la que los políticos sin vergüenza hacen uso de las víctimas del terrorismo, hacen uso partidista, y como algunos de ellos hoy por hoy se lo permiten.

Hemos podido observar las protestas de algunos políticos como Esperanza Aguirre o grupos de extrema derecha, por la excarcelación de algunos presos de ETA, bien por haber obtenido los beneficios penitenciarios establecidos en el Código Penal de 1973, o bien por la aplicación de la Sentencia del Tribunal Europeo de Estrasburgo de 21 de octubre de 2013, pero no oiremos a ninguno de estos sinvergüenzas pedir explicaciones por la liberación de Emilio Hellín, condenado a 43 años de cárcel por “asesinato”, de Yolanda González, de los que exclusivamente cumplió 14, sin contar su fuga a Uruguay en el año 87 aprovechando un permiso carcelario, cuando ya se había fugado una vez, e intentado otra. Tampoco les oiremos hablar del permiso carcelario que concedió el juez Gómez a Fernando Lerdo de Tejada, presunto asesino de los abogados de Atocha (24/01/1977) que el 17 de abril de 1979 desapareció y, hasta hoy; algunas informaciones aseguran que vive en Brasil, pero también le sitúan en España, pues su delito prescribió en febrero de 1997.

Pero estos políticos ignominiosos que se han ido alternando en el poder durante estos años de democracia, tampoco se harán responsables de que alguno de estos asesinos estén siendo encubiertos por las instituciones que ellos presiden. En 2013 se da a conocer que Emilio Hellín habría estado trabajando para los Cuerpos y Fuerzas Generales de la Seguridad y del Estado en técnicas de espionaje, rastreo informático y en dispositivos móviles con los diversos gobiernos de la democracia, ha impartido cursos de 2006 a 2011 a miembros de la policía nacional, Ertzaintza y otros cuerpos de seguridad, realizando peritajes judiciales para distintas instancias siendo el más conocido, el peritaje realizado a los teléfonos de José Bretón por el asesinato de sus hijos.

Pero para vergüenza de esta farsa de democracia tenemos que aguantar como siguen presentando esta transición como ejemplar, y apoyando el sistema que engendró, nos seguirán retando a condenar el terrorismo de ETA, seguirán utilizando de forma torticera a las víctimas, pero nunca nos permitirán hablar del terrorismo de estado que durante la transición se generó, nunca sabremos qué pasó en Intxaurrondo, y jamás se perseguirán los crímenes cometidos o encubiertos desde las distintas instituciones del estado. Oímos clamores por la puesta en libertad del etarra Bolinaga, según algunos menos enfermo que de lo que afirmaba, (muerto en enero de 2015 de cáncer terminal), pero nadie protestó por la puesta en libertad del General Rodríguez Galindo, condenado por secuestro y asesinato a 71 años de prisión en el año 2000, y puesto en libertad por problemas de salud en el año 2004.

Hoy seguirán muriendo enfermos de hepatitis C pero tendremos que soportar la vergüenza de políticos que nos reten a condenar solo lo que a ellos les interese.

Algunos no olvidamos a los mártires de la democracia, como prometemos no olvidar a otros héroes de la memoria histórica. Coincidiendo con el 35 aniversario del asesinato de Yolanda González, he vuelto a ver el documental “Yolanda en el país de los estudiantes”. Para mantener la dignidad, deberíamos recordar los pasajes de la historia que intencionadamente nos ocultan, y enfrentarnos abiertamente a los que de forma torticera nos la quieren presentar tergiversada.

Hoy más que nunca, veremos cómo en esta escalada belicista que nos están preparando utilizarán su ignominia para presentarnos nuevas campanadas de guerra como auténticos actos de autodefensa, volverán a ocultar sus asesinatos y sus encubrimientos para hacernos cómplices necesarios de sus planes de guerra y devastación. De nosotros depende.

8 de Febrero de 2015
Miguel Ángel Rubio

Yolanda en el país de los estudiantes

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s